conflictos socioambientales

Acaparamiento de derechos de agua de condominio privados y despojo de agua al pueblo de Quintay

Quintay es una localidad de la comuna de Casablanca, perteneciente a la provincia de Valparaíso. Según el censo de 2017 tiene 924 habitantes, y es conocida por su caleta, playas y la antigua ballenera que deja hondos impactos en la fauna marina cetácea del sector.

La Caleta de Quintay surge alrededor del año 1900 y uno de los hitos relevantes está dado en 1943 por el inicio de las actividades de la Planta Ballenera que culminaron en 1967.

Esta caleta y pequeño poblado tuvo un tranquilo pasar dedicado a la actividad pesquera y turística hasta los años 90, cuando se comienza a gestar el Proyecto inmobiliario “Santa Augusta”. Esta instalación la realizan paulatinamente adjudicándose loteos de terrenos frente a la playa grande de Quintay, y también concentrando los derechos de agua a través de sus distintas personalidades jurídicas. Se calcula que poseen cerca del 99% de los derechos de agua consuntivos en la zona y cuentan con piscinas artificiales de agua dulce para su uso en el resort y cancha de golf asociada.

A partir del año 2010, la comunidad comienza a advertir el peligro de una crisis hídrica de gran magnitud para el territorio. La situación más compleja se observaba en la época estival, donde se produce un aumento de la población flotante de hasta un 500%, generando una mayor demanda para los servicios de consumo humano y para servicios higiénicos, lo que provoca un desabastecimiento en la población permanente de Quintay.

Finalmente, este consumo desmedido ha significado el agotamiento por estrés hídrico del estero El Jote, que históricamente proveía del vital elemento a la comunidad, y en la misma situación se ha añadido hoy en día el Humedal Tunquén, cuyas aguas provienen del estero Casablanca, del cual también el Proyecto Santa Agusta posee propiedad en derechos de agua 

Principales impactos socioambientales:

actualmente, el estero está prácticamente seco a consecuencia de la intervención del proyecto inmobiliario “Santa Augusta", del que provienen los derechos de aprovechamiento de aguas en la zona.

por no contar con las instalaciones adecuadas debido a la falta de agua potable en el periodo estival.

Desde el año 1994 a la fecha, han sido 27 años de conflicto

0
años

Principales actores involucrados

Inmobiliaria Santa Augusta y empresas asociadas

Comité de Agua Potable Rural Quintay

Junta Vecinal Quintay

Municipalidad de Casablanca

Ministerio de Obras Públicas: DOH, DGA

Seremi de Salud

Corporación Pro Defensa del Patrimonio Histórico y Cultural de Viña del Mar

Corte de Apelaciones de Valparaíso

Principales acciones en torno al conflicto

encontrando que la ampliación realizada por Santa Augusta en 2016 sobrepasaba en más de 252% la densidad máxima contemplada en el plan territorial, construyendo 96 departamentos en un sector donde el límite permitido era, originalmente, 38.

por edificación arbitraria e ilegal de un megaproyecto habitacional, sin poseer Estudio de Impacto Ambiental (EIA) ni Carta de Pertinencia Ambiental. El lunes 20 de julio de 2020, la Corte de Apelaciones de Valparaíso, acogió la orden de no innovar, ordenando paralizar de modo inmediato todo tipo de construcción en Quintay por parte de Santa Augusta.

En 2020 La Corte de Apelaciones de Valparaíso acoge recurso de protección interpuesto por la Junta de Vecinos, ordenando a la Municipalidad de Casablanca, al comité de Agua Potable Rural y a la Seremi de Salud asegurar el abastecimiento de agua potable a la comunidad.